Diccionario de alimentos

Los higos en la cocina

Esta fruta única destaca por su pulpa dulce y melosa y el toque crujiente de sus semillas. En septiembre, los higos están en su punto justo de maduración y es el mejor momento para disfrutar de sus muchas posibilidades culinarias. Los higos en la cocina - Diccionario de alimentos - Veritas Aunque la temporada de higos propiamente dicha llega en septiembre, durante todo el año puedes disfrutar de los higos secos, que son ideales para completar tus desayunos o preparar un exquisito pan con almendras y nueces.

Los higos en la cocina

Los higos frescos deben consumirse maduros porque si están verdes pueden causar molestias digestivas e intestinales. Así, el higo fresco maduro es excelente para estimular el tránsito intestinal y contiene un buen nivel de vitaminas del grupo B, potasio y magnesio, dos minerales que ayudan a regular el exceso de sodio y combaten la hipertensión arterial.

1. Snacks crujientes

Parte unos higos por la mitad, úntalos con aceite de coco o crema de almendras, espolvorea canela y termina con unos nibs de cacao o un trozo de chocolate de más de 75% de cacao para obtener un contraste amargo y crocante.

2. Barritas energéticas

Son muy fáciles de introducir en la repostería saludable y se convierten en la mejor alternativa local a los dátiles si te gusta elaborar tus propias barritas y bolitas energéticas.

3. Tostadas muy sabrosas

También puedes combinarlos con una tostada de pan integral con queso fresco, aguacate y rúcula: una receta perfecta para desayunar, merendar o cenar.

4. Mermelada con chía o lino

Prepara una deliciosa mermelada de higos con chía o lino: sólo tienes que triturarlos y mezclar con las semillas hasta obtener una consistencia gelatinosa. Como toque final, aromatiza y da sabor añadiendo jengibre en polvo, zumo de limón, vainilla, cardamomo…

5. Canapés originales

No esperes a una ocasión especial para deleitar a los tuyos con un barquillo de higo asado con sal y pimienta, condimentado con mayonesa de aguacate. Añade kimchi, jamón serrano o filetes de anchoa y termina con los germinados que más te gusten y un hilo de aceite de oliva virgen extra.

6. Ensaladas con un punto dulce

Corta a cuartos un par o tres de higos y añádelos a una ensalada completa a base de hojas verdes variadas, trigo sarraceno cocido, lentejas cocidas, maíz cocido y cebolla macerada. Espolvorea un mix de semillas y aliña con vinagre de umeboshi y aceite de lino o cáñamo. Nuestros higos Coll de Dama vienen de Lleida, de la mano de nuestro compañero de viaje Roc Feliu. ¡Conoce su historia!

Contenido relacionado

  • Diccionario de alimentos

Pastel de chocolate e higos

La textura suave y ligera del chocolate negro exalta el...

  • Diccionario de alimentos

Alimentos contra el estreñimiento

El estreñimiento se ha convertido en una enfermedad endémica de...