Al comparar los granos de quinoa ecológica con los no ecológicos, la balanza nutricional siempre se inclina a favor de la primera, ya que posee una mayor densidad de nutrientes: por ejemplo, aporta el doble de minerales y un 15% más de proteínas de alto valor biológico.

Las manzanas ecológicas aportan más minerales y resultan mucho más sabrosas que las no ecológicas. Y como están libres de residuos químicos puedes comértelas tranquilamente con piel, la parte donde se concentran la mayoría de los nutrientes.

Los estudios demuestran que la soja ecológica tiene un perfil mucho más saludable que la no ecológica. Además de no estar modificada genéticamente, contiene más proteínas, omega-6 y aminoácidos esenciales, menos grasas saturadas y ningún residuo químico.

El vino ecológico se diferencia del no ecológico en dos aspectos fundamentales: posee menos sulfitos y más sustancias antioxidantes, concretamente un 11% más de polifenoles y un 26% más de taninos. Todo ello, gracias a un cultivo ecológico del viñedo y a una elaboración natural que respeta las tradiciones.

Investigadores alemanes han demostrado que el glifosato, uno de los herbicidas más utilizados, puede destruir el equilibrio de la microbiota, ya que mientras las bacterias beneficiosas se ven muy perjudicadas, las patógenas son resistentes a su acción.

La carne de pollo criado de manera ecológica es tierna, melosa y rica en minerales y grasas saludables. Unas características opuestas a la carne de pollo no ecológico, que apenas tiene sabor y suelta una gran cantidad de agua al cocinarla, además de ser menos nutritiva.

La dieta es la principal vía de exposición de los niños a determinados pesticidas y gracias a la alimentación ecológica se puede reducir su presencia en el organismo a niveles indetectables.

La presencia de residuos de pesticidas en los alimentos es la principal preocupación de los europeos en relación con la seguridad alimentaria. Un 48% de los europeos y un 40% de los españoles consideran probable o muy probable que la comida pueda dañar su salud.